Nuestras redes

POLICIALES

Tuvo sexo con el amigo de su hijo de 15 años y lo extorsionó con falso aborto

El impresionante hecho ocurrió en Santa Fe. La mujer tuvo sexo con el adolescente de 15 años y le inventó una macabra historia sólo para sacarle dinero.

SANTA FÉ. Los habitantes de Villa Guillermina, una pequeña localidad de Santa Fe, están conmocionados. Una mujer de 34 años fue condenada a tres años de prisión y el pago de 90.000 pesos a la familia de un adolescente de 15 años por abuso sexual con acceso carnal y coacciones reiteradas.

Las autoridades comprobaron que la agresora, “aprovechando la inmadurez sexual de la víctima”, usó su cuerpo para hacer que el adolescente, amigo de su propio hijo, le diera dinero. Lo manipuló hasta que el joven no pudo más.

De acuerdo a lo que se logró saber, la mamá de la víctima detectó la situación y realizó la denuncia. Luego de la investigación y la resolución judicial, el fallo interpretó que la acusada planeó todo a sabiendas de que los padres del joven, que son comerciantes, les va bien económicamente.

Según informó ReconquistaHoy, Luciana comenzó el acecho desde la red social Facebook enviándole una invitación para ser “amigos”, lo que el pibe aceptó ya que la conocía.

Al entrar en confianza le pidió prestado mil pesos y le aseguró que se los iba a devolver. En inmediaciones del negocio de los padres del menor se encontraron y el menor le entregó el dinero que la mujer le había pedido.

Pasó una semana y media y como Luciana no devolvía el préstamo, el joven le escribió el recordatorio; y allí fue cuando ella le propuso devolverle de otra manera: teniendo relaciones sexuales, y le mandó fotografías de sus pechos y vagina.

Luego le pidió que le lleve $10.000. El muchacho le llevó esa suma de dinero a la casa, donde Luciana lo hizo pasar a la habitación, le indicó que deje la plata sobre la mesita de luz, que se acueste y se saque el pantalón mientras ella se desnudó quedando solo en corpiño y lo sometió sexualmente sobre la cama robandole la virginidad a su víctima, quien no tenía experiencia sexual.

El plan estaba en marcha. Ella le dijo que se cuidaba con pastillas para no quedar embarazada, y luego le inventó el embarazo que se lo comunicó por WhatsApp para seguir presionándolo por más dinero para abortar.

“$6.000 para las pastillas y $4.000 para la doctora que le haría la prescripción de las pastillas abortivas, y que necesitaba todo el dinero junto”, le inventó la agresora.

El muchacho se preocupó: necesitaba plata, la mujer estaba embarazada e iba a abortar. Los padres se enteraron de lo que estaba sucediendo a partir de un mensaje que ella le envió al adolescente.

Los hechos ocurrieron entre 2016 y 2018. Era concubina (ya no lo sería, según sus familiares) de un suboficial de la policía que se desempeñaba en la comisaría de la localidad. Tiene dos hijos adolescentes, uno de 13 y otro de 15 años; este último es amigo y compañero de estudios y de voley de la víctima.

El martes 5 de marzo pasado, la madre del menor denunció ante la Justicia el caso sufrido por su hijo. Luciana Vera fue detenida al día siguiente, y el jueves 7, en la audiencia imputativa, el fiscal Ríos solicitó prisión preventiva sin plazo, a lo que la jueza Claudia Bressán lo permitió.

En esa audiencia Ríos le atribuyó a Vera los delitos de hurto en concurso real con amenazas, abuso sexual con acceso carnal aprovechando la inmadurez sexual de la víctima y coacciones reiteradas, en calidad de autora.

Ante la solicitud de la defensa, y con la anuencia de la víctima, la magistrada convalidó un procedimiento abreviado para evitar el juicio oral y público. Bressán condenó a Luciana Vera a la pena de tres años de prisión de ejecución condicional más la obligación de abonar 90.000 pesos en dos cuotas iguales a la familia del adolescente.

POLICIALES

Los comisarios Cabrera y Merlo asumirían en la Policía en reemplazo de Mazur y López

Asumirían cuando el gobernador Oscar Herrera Ahuad anuncie los ascensos en la fuerza. También habrá cambios en el Servicio Penitenciario, donde la jefatura quedará en manos de Manuel Dutto y Valeria Mereles.

POSADAS. El comisario general Zenón Víctor Manuel Cabrera asumiría como jefe de la Policía de Misiones, en reemplazo de José Mazur, en el marco de la renovación de la cúpula de esta fuerza que, tradicionalmente, trae aparejado todo cambio en el Gobierno de la Provincia.

La decisión, que incluye al comisario general Carlos Miguel Merlo como subjefe en reemplazo de José López, habría sido adoptada en los últimos días por el gobernador Oscar Herrera Ahuad, y será oficializada con la aprobación de los ascensos dentro del esquema de la Policía y del Servicio Penitenciario Provincial (SPP).

En el caso de los penitenciarios, asumirían la conducción Manuel José Dutto y Valeria del Carmen Mereles, como jefe y subjefa respectivamente, en reemplazo de Nilda Estela Correa y Julio César Zarza.

Con respecto a la nueva jefatura de la Policía, se supo que Cabrera estaba a cargo de la dirección de Medicina Legal, en tanto que Merlo se encontraba al frente de la Unidad Regional III que tiene como cabecera a Eldorado.

Las designaciones se traducirán además en modificaciones en la plana mayor, ya que varios de los actuales integrantes pasarían a retiro tras desempeñar el último cargo del escalafón: comisario general.

En la actualidad, dicha plana está conformada por los directores generales de las reparticiones más importantes, entre los cuales figuran nueve comisarios generales y dos comisarios mayores, aunque también habrá cambios en otras dependencias.

Seguir leyendo

POLICIALES

Falleció una bebé desnutrida, abandonada y con mordeduras de ratas

Ocurrió hace días en la localidad santafecina de Santo Tomé. Luego de sufrir durante varios días de un estado extremo de abandono, la pequeña de dos meses fue trasladada al nosocomio Samco local, pero no logró sobrevivir.

La producción de Aire de Santa Fe supo que, en principio, trascendió que el fallecimiento habría sido por asfixia. La mamá atendió a la pequeña a las 2:00 de la madrugada, y hasta ese momento todo era normal.

Esa mañana, a las 8:30, constató que la niña no tenía signos vitales. Dieron aviso al 911, que dispuso el traslado de urgencia al nosocomio, pero fue en vano.

La PDI aconsejó realizar la autopsia. Los padres fueron identificados por el presunto delito de “homicidio culposo”, en estado de libertad.

“En la mañana del martes, numerarios del Comando Radioeléctrico de Santo Tomé fueron comisionados a las inmediaciones de calles 7 y 1, del barrio Costa Azul.

En el domicilio, los agentes observaron que una beba de aproximadamente dos meses de vida se encontraría sin signos vitales.

En este sentido, ni el padre ni la madre de la menor supieron explicar las causas de lo sucedido, ya que sólo manifestaron que al despertar su hija ya no respiraba.

Por este motivo, la menor fue trasladada rápidamente hasta el Samco local, donde el personal médico constató que la misma se encontraba fallecida.

Seguidamente, los uniformados llevaron a cabo la comunicación pertinente con las autoridades judiciales competentes.

Asimismo, se le dio conocimiento de lo actuado a la PDI (Policía de Investigaciones), desde donde aconsejaron la autopsia del cuerpo para establecer las causas del deceso de la menor.

En cuanto al padre y la madre de la menor, fueron identificados por el delito de “Homicidio culposo” en estado de libertad”.

Fuente: El Santotomesino

Seguir leyendo

POLICIALES

Oberá: 2 policías detenidos por dar cigarrillos a cambio de sexo con presas

Una trama de presunta corrupción, con un fuerte componente sexual, fue develada por una mujer detenida en la Seccional Segunda de la localidad de Oberá, lo que derivó en la detención de dos efectivos, un hombre y una mujer, que prestaban servicio en la citada dependencia.

Dicha medida fue ordenada por el magistrado Gerardo Casco, titular del Juzgado de Instrucción Tres de San Vicente, que actualmente está subrogando en el Juzgado de Instrucción Uno de Oberá por la feria de verano.

Según indicaron fuentes del caso, el más comprometido sería el sargento ayudante Juan M., quien afrontaría cargos por cohecho, extorsión y abuso sexual.

En tanto, la segunda acusada es una agente que cumplía la función de “llavero”, por lo que se sospecha que habría facilitado encuentros entre su superior y algunas detenidas.

Ambos funcionarios fueron apresados ayer cerca del mediodía y alojados en diferentes dependencias de la Unidad Regional II. El sargento ayudante fue puesto en custodia de la Seccional Quinta de Oberá y la agente fue trasladada a la comisaría de San Martín.

En las próximas horas los sospechosos deberán designar a sus respectivos abogados y posteriormente serán citados a indagatoria, instancia que podría concretarse a mediados de la semana en curso.

El caso generó un fuerte cimbronazo puertas adentro de la UR II, puesto que dejó al descubierto una situación que desde hace tiempo venía siendo comentada por los pasillos de la institución.

Fuentes de la fuerza reconocieron la gravedad de la acusación, al tiempo que destacaron la importancia de avanzar en la investigación interna y judicial para deslindar las responsabilidades del caso.

Puchos por sexo

Si bien las detenciones se concretaron en la víspera, la investigación del caso se inició el último viernes cuando una detenida solicitó la posibilidad de hablar personalmente con la jefa de la Seccional Segunda, la comisario Sandra Mabel Zarza Díaz.

Del encuentro también participó la subcomisario Paola Antonia Barrios, subjefa de la dependencia. Vale mencionar que ambas asumieron a fines de diciembre.

Sobre la denunciante, trascendió que permanece detenida desde septiembre del año pasado y brindó precisiones sobre el modus operandi comandado por el sargento ayudante Juan M., en complicidad con una agente.

La Seccional Segunda es la única dependencia de Oberá que alberga mujeres, desde contraventoras hasta acusadas de homicidio y delitos federales, como infracción a la ley de drogas.

En ese contexto habría proliferado el accionar de inescrupulosos funcionarios que ahora deberán rendir cuentas ante la justicia.

Los implicados están sospechados de hacer ingresar celulares a las celdas, negociar medicamentos y visitas fuera de hora.

Pero no sólo eso, ya que el policía habría utilizado su lugar de privilegio para cobrarse favores con actos sexuales a cargo de algunas detenidas.

Según testificó la denunciante ante las autoridades policiales, era habitual que el sargento cambie cigarrillos por sexo.

Incluso habría cobrado coimas a cambio de ciertos beneficios, como visitas íntimas en un sector de la dependencia. Asimismo, la carátula también contempla el delito de extorsión.

No descartan que haya más complicidades

Las detenciones de la víspera terminaron de confirmar una serie de sospechas que desde hace tiempo sobrevolaban la Seccional Segunda, al punto que a fines de diciembre las autoridades de la Unidad Regional II decidieron nombrar a dos mujeres al frente de la misma.

En principio, la explicación fue que se pretendía evitar “suspicacias y rumores” en torno a prácticas reñidas con la ley, como las que ahora trascendieron a la opinión pública.

También se mencionó que al ser una dependencia que alberga mujeres era conveniente ubicar al frente a personal del mismo género. De todas formas, también existe un sector para contraventores masculinos.

Con relación a las responsabilidades, si bien hasta el momento el sargento ayudante es el más comprometido y, en menor medida, la agente, tampoco se descarta que el avance de la investigación derive en mayores implicancias.

“Acá no sólo se quedaban con la comida o los cigarrillos de los presos, un reclamo habitual en las comisarías de Oberá, sino que había todo un sistema direccionado a lucrar con las internas. Además del agravante de los favores sexuales”, mencionó una fuente.

El Territorio

Seguir leyendo

#LVMpublicidad

Lo más visto

Director: Fernando Rumi // Contacto: [email protected] // Dirección: Bolívar 2291 2do 2 // Teléfono: +54 376 4 809060 // Posadas- Misiones.